De casa en ruinas a mansión de lujo: la impresionante reforma de dos estadounidenses en Italia

En los últimos años, numerosos millonarios de Estados Unidos han decidido invertir parte de su dinero en la compra de casas en ruinas en Italia. El objetivo es restaurarlas y convertirlas en mansiones de lujo para que sean utilizadas, ya sea como residencia particular o para convertirlas en hoteles o restaurantes de lujo. Massoud Ahmadi y Shelley Spencer, tal y como cuenta CNN español, decidieron tirar la casa por la ventana realizando una reforma de arriba a abajo para convertir una vivienda en una auténtica mansión de lujo. Las autoridades locales de Sambuca sacaron a subasta 16 casas abandonadas con precios simbólicos, algunas de ellas a un euro.

En los últimos años, numerosos millonarios de Estados Unidos han decidido invertir parte de su dinero en la compra de casas en ruinas en Italia. El objetivo es restaurarlas y convertirlas en mansiones de lujo para que sean utilizadas, ya sea como residencia particular o para convertirlas en hoteles o restaurantes de lujo. Massoud Ahmadi y Shelley Spencer, tal y como cuenta CNN español, decidieron tirar la casa por la ventana realizando una reforma de arriba a abajo para convertir una vivienda en una auténtica mansión de lujo. Las autoridades locales de Sambuca sacaron a subasta 16 casas abandonadas con precios simbólicos, algunas de ellas a un euro.

Shelley Spencer explicó la razón para poner un ascensor dentro de la casa: “Queremos envejecer aquí, queremos pasar el resto de nuestra vida en esta maravilla de lugar y hemos reformado nuestro hogar pensando en cuando seamos mayores. Aquí haremos yoga y viviremos felices hasta que muramos”. La pareja reformó la casa por completo e instaló un ascensor en su interior El dinero desembolsado parece mucho, pero la pareja asegura que, en Estados Unidos, les habría salido más caro: “Nos han recibido con los brazos abiertos. La gente nos hace regalos, nos traen pasteles y están impresionados por la obra que hemos hecho. Es un orgullo para nosotros. Este cariño, seguramente, no lo habríamos tenido en Estados Unidos”.

En el acuerdo de compra, la pareja entregó un depósito de unos 5.000 euros que debía ser devuelto si acometían la reforma completa en menos de tres años, algo que han logrado. Su casa es una de las varias del barrio de Sarraceno que fueron abandonadas tras el catastrófico terremoto que sacudió el Valle de Belice en 1968 y devastó la zona La pareja ha explicado cómo se desarrolló todo el proceso de adquisición y la posterior reforma: “No fue un proceso fácil. Quisimos elegir minuciosamente la vivienda porque teníamos claro que queríamos que fuera nuestra casa para el resto de nuestra vida. En Italia, hay que tener mucha paciencia para cualquier cosa”.

Etiquetas

Publicidad

Comentarios

Volver al blog

SÍGUENOS EN +